EL EQUIPO DE GOBIERNO REALIZA LOS PRIMEROS CONTRATOS PARA FAMILIAS Y PERSONAS EN RIESGOS DE EXCLUSIÓN SOCIAL

 en la sección Actualidad

Comienzan las
contrataciones contempladas en el Programa para la Prevención de la Exclusión
Social

Se trata de los primeros 54 contratos como apoyo urgente
a familias y personas en riesgo de exclusión social. La alcaldesa ha expresado
su satisfacción por la incorporación de los trabajadores y ratificado el
compromiso del equipo de gobierno en la utilización de todos los recursos a su
alcance que puedan  paliar  las difíciles situaciones sociales provocadas
por la COVID-19.

Las primeras 54 personas desempleadas que,
mediante el Programa para la Prevención de la Exclusión Social, dispondrán de
un contrato de trabajo en el Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra han sido
recibidas por la alcaldesa quién les ha manifestado que “el esfuerzo de su
equipo de gobierno en estos tiempos es la utilización de cuantos recursos y
herramientas estén a nuestro alcance para paliar los momentos difíciles por los
que atraviesan familias de la ciudad”. La práctica totalidad de los trabajos de
estos contratos se hará en los centros escolares.

La alcaldesa de la ciudad, la edil socialista,
Ana Isabel Jiménez, ha mantenido una encuentro con los primeros contratados por
el Programa de Prevención de la Exclusión Social, iniciativa cofinanciada por
la Diputación de Sevilla y el propio Ayuntamiento, que permite que se realicen
contratos a personas demandantes de empleo, que padezcan graves problemas
socio-económicos y carezcan de recursos para hacer frente a los mismos.

En el transcurso del encuentro la alcaldesa ha
expresado la prioridad del Gobierno Municipal por reforzar la atención y
protección social de familias, menores, mujeres en riesgo de exclusión social o
jóvenes con dificultades económicas que se ven agravadas por la crisis derivada
de la COVID-19 “tanto con recursos municipales como con los que obtengamos de
otras administraciones nuestro objetivo es impedir que la crisis sanitaria
ahonde una brecha social” ha declarado Ana Isabel Jiménez.

En referencia al esfuerzo económico que en
concreto el Programa para la  Prevención
de la  Exclusión Social  supone, la iniciativa tiene un presupuesto de
más de 700.000 euros  de los que el Ayuntamiento  aporta 416,137 euros, un 58,3 por ciento del
total y la Diputación de Sevilla 297.132 euros (41,7%), lo que propiciará las
contrataciones de urgencia y de carácter temporal a personas que atraviesen con
problemas socio-económicos desfavorables. El proceso de solicitud se puso en
marcha en julio y actualmente está concluido.

La duración de los contratos contemplados en
el programa permite una duración de entre 15 días y tres meses pero según ha
explicado la alcaldesa “se ha optado porque la mayoría sean de 3 meses pues la
casi la totalidad del trabajo a desarrollar para el Ayuntamiento se hará en los
centros escolares y de esta forma pasaran a formar parte de la comunidad
educativa, con la implicación y motivación que ello conlleva para las
trabajadoras y los trabajadores que se incorporan a estas tareas”.

De igual forma Ana Isabel Jiménez ha reseñado
que dadas los nuevos hábitos familiares y sociales  que el Covid-19 nos está marcando se ha
planificado la tarea para que los lugares de trabajo se localicen  en el ámbito más cercano al domicilio de los
trabajadores para así facilitar la conciliación.

Últimas noticias

Comienza a escribir y presiona Enter para buscar